BMW Serie 7 2020, imponente buque insignia alemán
25/1/2019 Investigación

BMW Serie 7 2020, imponente buque insignia alemán

La marca alemana actualiza su buque insignia con más de todo: diseño, tecnología, motorizaciones y equipamiento.

Fue a mediados del 2015 cuando BMW develó la sexta generación de su buque insignia, el Serie 7, que revolucionó el segmento al ofrecer niveles de tecnología nunca antes vistos en un auto.

Pero han pasado casi cuatro años y ya era hora de renovarlo para mantener su competitividad, y es así como la marca alemana presenta ahora el Serie 7 2020.

El modelo trae cambios en todos los niveles, partiendo por el tamaño, donde crece 22 mm de largo y 140 mm entre los ejes, mejorando así la habitabilidad en las plazas posteriores. La marca volverá a ofrecerlo con dos variantes de carrocería, la primera de 5,12 metros y la segunda con 14 centímetros más (5,26m).

Uno de los cambios más visibles es el nuevo frontal, que ahora está 5 centímetros más alto, permitiendo que los dos clásicos riñones muestren un tamaño más prominente (40% de mayor superficie), una herencia del nuevo X7.

Ambos están unidos por un mismo marco cromado, mismo tono de las barras interiores de la parrilla, que por cierto es activa, abriéndose únicamente cuando el motor necesita refrigeración, generando una mejora más permanente en aerodinámica.

El capó también es nuevo, con unos contornos más marcados hacia los costados y unas líneass por encima más agudas. El logo de la marca también creció en tamaño.

Los grupos ópticos, en tanto, son más estilizados e incluyen de serie LED adaptativos con distribución de luz variable, ofreciéndose los faros láser como opción, que son capaces de iluminar hasta 560 metros por delante del auto.

La idea general que da este nuevo frontal alto y majestuoso, es que BMW decidió asemejarse más a los sedanes británicos tipo Bentley y Rolls-Royce, que de seguir una línea estética de las gamas más bajas de la marca.

Otro cambio importante, aunque menos visible, es la utilización de vidrio laminado más espeso en las ventanas laterales, que mejora el confort acústico y luminoso en el interior.

En la zaga las nuevas salidas de escape tienen borde cromado y los grupos ópticos son más finos, con una nueva forma en L marcada por los LEDs. También debuta una banda luminosa unida a otra cromada que unen ambos focos, dando una mayor sensación de amplitud.

Gran lujo interior

Por dentro, la nueva Serie 7 de BMW mejora la insonorización y la calidad de materiales y acabados, elevando aún más la sensación de lujo interior. Hay varias opciones de tapizado, incluyendo un elegante cuero Nappa acolchado, además de molduras de aluminio y de madera, que pueden ser de roble americano oscuro o de álamo gris brillante, y muchos recursos de iluminación ambiental.

El volante es nuevo, con una nueva disposición de los mandos, y ahora el Serie 7 incluye de serie cargador de teléfonos por inducción, control del sistema multimedia en las plazas traseras y, como opción, dos pantallas táctiles ubicadas en las cabeceras de 10” Full HD.

El sistema multimedia es ahora el BMW 7.0, que incluye asistente personal (“Hey BMW”) y el Live Cockpit Professional, con el cuadro de mandos digital de 12,3” y la pantalla multifunción de 10,25”.

Nuevamente, en la línea de Rolls-Royce y Bentley, más que de Audi y Mercedes-Benz.

Ya sea de serie o como opción, la batería de sistemas tecnológicos es muy alto en el Serie 7. Se incluyen el asistente de dirección, advertencia de cambio de carril, asistente de punto ciego, alerta de sentido contrario, asistente automático de estacionamiento, control crucero adaptativo con freno de emergencia, entre lo principal.

La oferta mecánica

El nuevo BMW Serie 7 2020 se ofrecerá de serie con suspensión neumática adaptativa y amortiguadores con control electrónico (con función autonivelante), así como con la caja automática de ocho velocidades, ya sea con tracción trasera o total.

Los motores serán de seis, ocho y 12 cilindros, y nuevamente habrá versiones híbridas. Todos tienen mejoras en potencia y eficiencia, ofrecen construcción en aluminio, termodinámica optimizada y tecnología TwinPower Turbo.

De abajo hacia arriba están los 750i xDrive y 750Li, que montan el V8 4.4 litros que fuera mejorado para el Serie 8, y que ofrece 530 Hp y 553 Lb-pie de par, esto es 80 caballos y 74 Lb-pie más que antes. La versión "básica" acelera de 0 a 100 km/h en 4 segundos, con un consumo homologado de 10,4 km/litro de media.

El tope de gama es el M760Li xDrive, con tracción total y un motor V12 6.6 turbo, que ofrece 585 Hp y 627 Lb-pie de par (entre 1.600 y 4.500 rpm), que anuncia un 0-100 km/h en 3,8 segundos, una velocidad máxima de 250 km/h (con opción de llevarlo a 305 km/h) y un consumo medio de 8 km/litro.

Y luego están los Serie 7 híbridos enchufables (745e, 745Le y 745Le xDrive), que están equipados ahora con un motor de seis cilindros 3.0 litros (antes era un i4 2.0), asociado a un motor eléctrico de 113 Hp y a baterías de alto voltaje más avanzadas.

La potencia combinada es de 395 Hp y 443 Lb-pie de torque, puede acelerar de 0 a 100 km/h en 5,2 segundos, ofrece entre 50 y 58 kilómetros de autonomía en modo 100% eléctrico y consumos homologados entre 38 y 47 kilómetros por litro.

Por el lado diésel debuta un sistema con hasta cuatro turbocompresores implementados en un mismo bloque 3.0 de seis cilindros en línea. En el 730d da 265 Hp, en el 740d xDrive sube a 320 Hp y en el 750d xDrive ya ofrece 400 caballos de fuerza.

Nuevo BMW Serie 7 2020

¿Qué opinas? Cuéntanos